Oasis – Dig out your soul

oasis_dig_out_your_soulTras las positivas sensaciones que nos dejó Don’t believe the truth (2005), muchos esperaban este disco con una ilusión que no se recordaba, salvando las distancias, desde los días previos al lanzamiento de Be here now (1997). El single de adelanto, The shock of the lightning, llegaba a finales de agosto; un explosivo pelotazo atiborrado de atractivos en donde se dan cita los rasgos sonoros más reconocibles de (los mejores) Oasis. Noel Gallagher comentaba días antes del lanzamiento de Dig out your soul (Big Brother/PIAS, 2008) que ”no es Britpop, dejemos eso de lado. No es lo que venimos haciendo normalmente. Es muy excitante; tres canciones tienen dos baterías, Zak y yo. Algunos de los sonidos son algo glam. No hay singles en él. Nos sorprendería que sonara algo más en la radio además del primer sencillo”.

En este séptimo disco, todos los integrantes de la banda continúan aportando canciones exceptuando al batería (Chris Sharrock reemplazó a Zak Starkey tras la grabación del álbum), algo que viene ocurriendo desde el flojísimo Heathen chemistry (2002). Por un lado, Andy Bell (bajo) cuela The nature of reality, un tema con ciertas reminiscencias glam y una batería que tiene incrustada el espíritu de John Bonham. Gem Archer (guitarra) nos obsequia con To be where there’s life, una pieza pretendidamente hipnótica, sin rastro de guitarras, y en donde la sección rítmica la componen el sitar (un zumbido constante que no termina de encontrar cuerpo) y una línea de bajo que recuerda a las genialidades de McCartney en Revolver. Ambas resultan interesantes en su concepto y suenan diferentes a cualquier cosa grabada por el grupo, pero difícilmente se considerarán hits de altura en años sucesivos (ni falta que hace, por otro lado). Podríamos decir lo mismo de Ain’t got nothing y Soldier on, ambas compuestas por el menor de los Gallagher. Mientras que la primera es un rock’n’roll pasable que mira directamente a los ojos de sempiternas referencias como los Who y los Sex Pistols, la segunda sirve para cerrar el álbum con acertados matices sónicos pero sin ningún tipo de alarde tal vez esperado. La tercera composición de Liam es I’m outta time, una pieza de dulce melodía y lacrimógenos textos (‘Cos if I am to go / In my heart you’d grow / And that’s where you belong) que cuenta en su parte final con un sample extraído de una entrevista a John Lennon (“As Churchill said its an Englishmans right to live where the hell he likes. What’s England going to do, vanish? It’s not going to be there when I get back?”).

 

Por otro lado, demostrado queda, una vez más, la distancia cualitativa a la hora de escribir canciones que separa a Noel del resto de sus compañeros. El Jefe de todo esto firma seis composiciones más que notables, comenzando con la psicodelia machacona de Bag it up, una sorprendente y apabullante apertura para este Dig out your soul. The turning se destapa con un estribillo demoledor y en Waiting for the rapture (que cuenta con un inicio calcado al Five to one de los Doors) Noel nos descubre lo apasionado que puede llegar a ser un hijo nacido de las entrañas del glam y la psicodelia. En (Get off your) high horse lady juguetea con el blues (lisérgico) sin llegar a brillar, algo que si consigue en Falling down, un tema donde mezcla con acierto sus experiencias electrónicas junto a los Chemical Brothers y su consabida pasión por los Beatles. Además, le da tiempo a firmar uno de los mejores singles en años (la ya citada The shock of the lightning) e incluir meritorios textos llenos de matices oscuros, enigmáticos y algo psicotrópicos en sus canciones. Por tanto, ¿es buena la democracia compositiva dentro del grupo?

 

“Oasis han hecho el tercer mejor disco de su carrera. Así de claro. Cuando ya no hay grupos nuevos que peten. Cuando todo es políticamente correcto. Cuando ya no queda mala hostia en el rock. Cuando ya no queda emotividad en el pop. Es entonces cuando vienen los Gallagher y se hacen un discazo que suena como un elefante cayendo del cielo justo en el centro de la piscina de tu barrio. Cuando vuelven los hits. Cuando vuelven a ser “Supersónicos”. Cuando les vuelven a remezclar los Chemical Brothers y el temón se lo baila hasta un muerto. Cuando más hacían falta. ¡Ahora es cuando!” (Discos Revolver). ¿Tercer mejor disco de su carrera? ¡Por supuesto!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s